Web Oficial de Catit

  1. Mi Gato
Feb. 1, 2023

En este artículo

Desencadenantes ambientales

Los gatos son criaturas de hábitos por excelencia. Como resultado, cambios aparentemente insignificantes pueden tener un gran impacto en cómo se sienten. Te explicamos qué factores ambientales pueden hacer que tu gato deje de usar su caja de arena.

Nuevo tipo de arena para gatos

La mayoría de los gatos prefieren arena aglomerante sin polvo, ya que mantiene sus patas limpias y no irrita su sensible nariz. Cuando cambias de repente a un nuevo tipo de arena, es posible que tu gato se niegue a usar su arenero durante un tiempo. Consulta nuestra guía paso a paso sobre cómo acostumbrar a tu gato a un nuevo tipo de arena para gatos para que evitar sorpresas apestosas en la casa.

Arenero sucio

Al igual que los humanos, los gatos prefieren un baño limpio a uno sucio. Si su caja de arena no se limpia con frecuencia, los gatos se negarán a usarla y harán sus necesidades en otro lugar. Asegúrate de recoger el arenero todos los días y de limpiarlo por completo al menos una vez a la semana.

Falta de seguridad

Los gatos se sienten vulnerables cuando hacen sus necesidades, ya que no pueden salir corriendo mientras están haciéndolas. Asegúrate de que se respete la privacidad de tu gato cuando esté dentro de su arenero manteniendo a raya a los niños pequeños entrometidos y a los perros intrusos. La forma más fácil de hacerlo es colocar la caja de arena fuera del alcance de cualquier intruso desagradable.

Muy pocas cajas de arena

Si tienes varios gatos, asegúrate de tener también varias cajas de arena. La regla general es un arenero por gato, más uno extra. Esto significa que si tiene tres gatos, necesita al menos 4 cajas de arena en tu casa para asegurarte de que tus gatos estén cómodos.

Marcar con el olor

Algunos gatos orinarán por la casa para marcar su territorio. Esto no es lo mismo que los gatos que se niegan a usar su arenero por completo. Los gatos que orinan por fuera seguirán usando la caja de arena, pero además dejarán marcas de orina en las superficies verticales de toda la casa. Lee nuestro artículo del blog dedicado al acto de marcaje para obtener más información y encontrar la solución adecuada para tu gato.

Desencadenantes médicos

En lugar de ser causado por factores ambientales, el cambio repentino en el comportamiento de tu gato podría ser provocado por problemas médicos. Si sospechas que tu gato sufre problemas de salud, contacta con tu veterinario/a.

Infecciones del tracto urinario

Si notas que tu gato entra en la caja de arena con mucha más frecuencia de lo habitual, y solo orina pequeñas cantidades a la vez, podría deberse a una infección del tracto urinario. Los gatos con ITU también pueden orinar fuera del arenero, pero solo porque el pobre animal siente una necesidad constante de orinar. Si notas estos u otros síntomas de una infección del tracto urinario, contacta rápidamente con tu veterinario/a.

Obstrucciones urinarias (¡actúa de inmediato!)

Los gatos que sufren de un bloqueo urinario intentan orinar constantemente. Se ponen en cuclillas casi continuamente, pero no pasará nada ya que su uretra está bloqueada. Esta es una emergencia potencialmente mortal que ocurre principalmente en gatos machos y necesita atención veterinaria inmediata. Si ves que tu gato se esfuerza cuando intenta orinar, llévalo al veterinario/a de inmediato.

Articulaciones o músculos dolorosos

Al igual que los humanos, los gatos tienden a ponerse un poco rígidos a medida que envejecen. Entrar y salir del arenero puede ser doloroso para los gatos con artritis u otros problemas musculoesqueléticos. La solución es simple: busca una caja de arena para gatos con laterales bajos para que tu gato pueda entrar y salir con facilidad. Los gatos con artritis se sentirán más cómodos en una caja de arena que no esté demasiado llena de arena, así que considera agregar una capa más fina de lo que se suele hacer.